Martín María, de MJM: “Podemos asumir el rol de líderes de proyecto, pero siempre poniéndonos su camiseta”

En tiempos en que el hardware perdió protagonismo, gracias a la nube y el “Everything as a Service”, la experiencia de más de dos décadas de MJM en materia de servicios de infraestructura coincide perfectamente con las demandas de las organizaciones y otros partners tecnológicos, esto último a través de la plataforma P2P de Microglobal.

Si bien la historia arrancó en 1998 en Olivos (a pasitos del Unicenter), no fue sino hasta 2006 que MJM se convirtió en lo que es hoy: un proveedor de servicios de infraestructura de TI de amplio espectro. La materia de estos servicios mucho depende de las demandas de los clientes y de otros partners que en el pasado han acudido al expertise de la compañía (aunque, en estos casos, los servicios de MJM eran brindados bajo la “marca” de esos partners). Con todo, uno de los grandes focos de MJM está en la infraestructura de redes.

“Contamos con un staff de quince personas dedicadas al servicio. Ese staff está compuesto por un departamento de Ingeniería liderado por un ingeniero, donde además hay tres colaboradores. Y los demás son técnicos seniors y juniors que hacen trabajo de campo y soporte telefónico”, explica Martín Javier María, socio gerente de MJM. En materia de redes, esos servicios incluyen:

  • Diseño
  • Despliegue de la red
  • Administración
  • Soporte y asistencia
  • Tercerización de la operación

“Nos han contratados para distintos servicios, incluyendo eventos grandes como los encuentros de la ITU/UIT (Unión Internacional de Telecomunicaciones), la WTO/OMC (Organización Mundial de Comercio) y el Comité Olímpico Internacional. En varios de estos eventos instalamos la infraestructura y además dimos el soporte durante el evento. En el encuentro de la OMC, por ejemplo, pusimos 80 técnicos a disposición”, explica Martín María. Para ello MJM tiene acuerdos con empresas de servicios de personal eventual que ayuda a ubicar los recursos profesionales con la celeridad necesaria. “Nosotros nos encargamos de su capacitación. Los preparamos para el evento, los llevamos y los dirigimos”.

El área geográfica que cubre MJM se relaciona mucho con la dispersión de sus clientes a lo largo del país y en países vecinos. “Tenemos cobertura permanente sobre Buenos Aires y el Gran Buenos Aires. Tenemos además dos móviles que nos permiten trasladarnos a localidades más distantes como Campana, San Nicolás o San Lorenzo, donde hoy ya tenemos clientes”. Se da el caso de empresas locales con oficinas en países limítrofes, donde MJM opera la red. Y otro tanto sucede de fronteras hacia adentro: “Trabajamos para una de las empresas transportistas más grandes, y cada dos meses visitamos Vaca Muerta, en Añelo (Neuquén). Todas estas empresas remiten asistencia remota al helpdesk nuestro”.

En cuanto a infraestructura propia, MJM cuenta con un datacenter en Olivos (Provincia de Buenos Aires), otro en las instalaciones de Fibercorp (barrio de Constitución, Ciudad de Buenos Aires) y un tercero en Uruguay.

Algunas de las marcas con las que trabaja MJM incluyen Microsoft (del que son Silver Partner), Veeam, VMware, Untangle y Microtik, entre muchas otras.

De la mano de otros partners

“Estamos acostumbrados a trabajar como marca blanca —asegura Martín María—. Trabajamos con muchos clientes que nos piden que nuestro departamento de Ingeniería intervenga. Muchas veces esos clientes tienen infraestructura con gente para hacer el soporte, pero el tema del diseño de la red, la ingeniería y demás son áreas delicadas. Entonces nosotros podemos intervenir con nuestros recursos. De hecho, podemos tomar el rol de líderes de proyecto, pero siempre poniéndonos la camiseta del cliente”. En esta definición de cliente también entran los partners que deciden asociarse a MJM (con MJM interviniendo como marca blanca).

La vocación de trabajo colaborativo llega al punto en que MJM abre sus sistemas para estos clientes: “Tenemos un sistema de helpdesk que está preparado para que otras empresas puedan acceder al mismo a fin de consultar el historial de trabajo sobre sus clientes”. Así, el socio de negocios que trabaja con MJM puede también tener registro de las interacciones de MJM con sus clientes en el día a día. “Nosotros tratamos de que el colega no se pierda esta parte. Ese sistema está a disposición de nuestros clientes, y nosotros a nuestros colegas los tratamos como clientes. Les damos acceso a esa información para que sepan si un usuario nos llamó, cuál fue el requerimiento y qué tipo de devolución le dimos”.

La oportunidad del P2P

La plataforma P2P es para MJM una gran oportunidad de ganar visibilidad y trabajar en un contexto más cómodo con las marcas. “En primera instancia, pusimos a disposición de los partners toda nuestra experiencia respecto de la infraestructura, la administración y la ingeniería de redes. De modo tal que los colegas sepan que para cualquier solución que quieran vender, pueden sentirse respaldados porque podemos darles los servicios de puesta en marcha. Adicionalmente, también ofrecemos administración y soporte. La puesta en marcha dividida de la administración y el soporte trae problemas. Vale decir, empezamos desde el diseño y la puesta en marcha, y terminamos en la administración y el soporte”.

MJM trabajó con Microglobal desde los inicios, y Martín Marías describe al distribuidor de valor agregado como impecable. P2P llega a ellos en el marco de una coyuntura favorable, donde el proveedor de servicios busca ganar visibilidad. “Históricamente se vendía primero el producto y atrás iba quien lo ponía en marcha y lo soportaba. Ahora, con la nube y la posibilidad de dar todo como servicio, el equipamiento ya es un commodity”. Para Martín María, la tendencia arrancó hace un lustro, pero se afianzó en los últimos tres años. “Recién ahora podemos poner en la mesa como tema de conversación esos servicios. Las empresas se dieron cuenta de que el valor del software, del servicio y del hardware, las tres cosas tenían que estar en la estructura de costos, y esas tres partes hacían un número importante. A partir de ese momento empezaron a pensar que la persona que administrase esos recursos dentro de la empresa tenía que ser buena, lo que fue para nosotros un cambio importante”.

“Para nosotros la plataforma P2P es una respuesta esperada. Durante años estuvimos defendiendo marcas desarrolladoras de productos, pero ellos no nos dieron nada cambio. Microglobal encontró con esta plataforma la manera de que nosotros nos sintiéramos cómodos vendiendo esas marcas. Porque ellos encontraron un canal para vender el servicio que necesita esa marca”, apunta Martín María, y finaliza: “Que venga Microglobal y nos diga dentro de nuestra cartera de clientes hay quien tiene necesidad de lo que vos hacés, es muy bienvenido”.

Etiquetas
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close