La transformación digital llega a las plantas industriales

Jaime Muñoz, territory account manager de Panduit para Colombia, nos explica la evolución de la conectividad y cómo esta se acerca lenta pero consistentemente hasta los equipos industriales.

“Cuando hablamos de la transformación digital en los entornos industriales, decimos que les llegó el IP”, aclara Jaime Muñoz frente a esta nueva realidad que viven muchos segmentos productivos en la actualidad y que para esos escenarios es algo cotidiano, pero que, en el segmento industrial, debido a múltiples variables que van desde los entornos físicos y técnicos hasta las mismas regulaciones y los costos, se ha tomado todo su tiempo.

La última frontera

Incluso, la pandemia y su papel transformador, tuvo un menor impacto en las plantas manufactureras. Sin embargo, la convergencia de los protocolos de internet, IP, en el sector industrial y su efecto digitalizador, transforma radicalmente los entornos industriales al permitir el diálogo y la interacción con infinidad de sensores y dispositivos.

“La red industrial es la que se arma con los componentes que conforman la línea de producción”, aclara Muñoz y agrega que esta red se llena de una gran variedad de elementos: “sensores, variadores, PLC, los cuales conforman la línea de producción y controlan que por un lado entre materia prima y por otro, el producto terminado”.

Esto que suena tan evidente, sufre la mediación de una gran cantidad de variable, dependiendo de productos que se realicen. Muñoz nos pone de ejemplos una fábrica de productos alimenticios, que en su proceso sufren de frio, calor, vibración, fluctuaciones electromagnéticas y estas variables, al ser medidas y gestionadas, inciden positivamente en el resultado, es decir en la calidad de los productos.

Por otro lado, las fábricas, al digitalizarse pueden responder no a un proceso productivo sino a la demanda real de los usuarios. “En una conferencia, alguien soñaba con que el vendedor tomara el pedido, enviara la orden y la planta produjera. En este ideal, se deben tener en cuenta los inventarios, analizar los cupos de crédito y la disponibilidad de pago del cliente, la logística. El hecho de que IP entre a la planta de producción habla de transformación digital”, ejemplifica Jaime Muñoz.

Y todo el proceso tiene una escala. De acuerdo con Muñoz, que existan sensores y estos transmitan datos, nos habla de la presencia del internet de las cosas industriales, IIoT; cuando estos datos emitidos se procesan y se tienen en cuenta para la toma de decisiones entre la línea de producción y los datos de la red empresarial, se comienza a hablar de la integración entre la tecnología informática y la tecnología operacional, IT/OT.

Y cuando todas estas tecnologías están integradas se puede comenzar a hablar de industria 4.0, es decir, que la empresa ya entró a la cuarta revolución industrial.

“Finalmente, cuando la planta está montada completamente sobre IP, está completamente automatizada, se puede hablar de Smart Factory”, afirma Jaime Muñoz.

Factores claves para llegar a la Smart factory

Un punto clave para llegar a este punto, es la interacción y coordinación de los proyectos de TI con los de TO. Esto significa entender las necesidades de cada área y traducirlas en acciones que ayuden a la ejecución de las diversas acciones.

El segundo punto es entender que el área de producción tiene poco en común con las áreas administrativas y por lo tanto los componentes de las redes de cableado para oficinas no pueden usarse en la planta.

“Ya existen equipos y dispositivos conectados de todo tipo que están adaptados a las condiciones y exigencias de las fábricas y el área de tecnología requiere conocer y entender los factores que pueden incidir en el proceso productivo. Nosotros tenemos ese portafolio”, aclara Jaime Muñoz, de Panduit.

Un factor importante es entender que las áreas productivas tienen regulaciones y reglamentaciones especiales para cada tipo de planta. Este conocimiento, por un lado, facilita la implementación exitosa de soluciones de conectividad para los equipos IIoT y de paso reduce costos y riesgos que se generan al prevenir el uso inadecuado de tecnologías no compatibles con los entornos industriales.

Finalmente, está la voluntad desde el liderazgo del negocio. Este, es el eje fundamental para convertir en parte de la estrategia del negocio la automatización de la planta.

IA, Edge Computing y más allá

Finalmente, es importante resaltar que la evolución de las tecnologías nos acercará a usar tecnologías avanzadas en menos de un lustro, con el fin de acceder a automatización y robotización los cuales requieren necesidades específicas.

“en la red industrial habrá alguien de TI respondiendo por ella, mientras la estrategia de producción la manejará el gerente de producción”, aclara Muñoz.

Esto significa que más allá de la seguridad y los datos administrativos, el área de TI entrará a manejar los datos y la información procedente de producción.

Así, el sector industrial se convierte en una importante oportunidad para hacer negocios en esta década al entrar IP a las plantas.

Etiquetas
John Harold Rodriguez

John Harold Rodriguez

Con más de 20 años de experiencia como periodista y en el desarrollo de estrategias de comunicación, enfocado particularmente en el sector de las TIC tanto de Colombia como de América Latina. Ha trabajado en medios de la región como Computerword, IT Manager, PC World, Negocio Inteligente, DLife, Digital Market, entre otros, y mantiene contacto permanente con empresas, entidades de gobierno y organizaciones multilaterales, sin dejar de lado la búsqueda de innovación .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
X