Cooperativas de software: Cada vez más demandadas en el mercado

Cada vez más las grandes empresas confían en las cooperativas de software, por calidad y compromiso. Entre sus principales clientes se encuentran Citibank, Prosegur, Toyota, Volkswagen y OSDE.


Hace doscientos años, el pensador francés Charles Fourier, uno de los padres del cooperativismo, argumentó que esta forma de trabajo era la más propicia para que el hombre logre alcanzar la felicidad. Muchas veces tan olvidada.

Rook es una cooperativa de software que nació hace cinco años en Rosario, bajo la idea de que “el mundo actual requiere organizaciones no convencionales”. Se especializan en infraestructura y programación backend, y trabajan, por ejemplo, con AWS, Python, React, Terraform, Cloud Microservices, C, C++, IoT, ML/AI, OpenCV, y de una forma “ágil y colaborativa, dónde la cultura es el motor que impulsa la calidad de excelencia”.

Un modelo de gestión innovador

El staff de Rook está compuesto por diez socios, y colabora con equipos outsourcing cuando lo demanda el proyecto. “El cooperativismo es una forma de organizarse para poder trabajar. En nuestro caso,  venimos todos de empresas tradicionales, y estábamos cansados de esa realidad” recuerda Roda Azziani, uno de los socios fundadores.

En cuanto al modelo de organización interna lo describe como “A voluntad, por consenso y democrático”. “Elegimos pensar este trabajo como el que vamos a tener el resto de nuestras vidas. Pensándolo así, lo cuidamos y valoramos mucho más”, aclara.

La Federación argentina de Cooperativas de las TIC (FACTTIC), funciona con la misma lógica interna que las cooperativas que la integran. Ocho años después de su fundación, cuenta con más de 20 empresas adheridas, que tienen entre 5 y 120 y socios cada una. Entre ellas, se encuentra Tecso Ltda, la cooperativa de software más grande de Latinoamérica.

“A veces llegan trabajos que quizás una organización no puede tomar, entonces se lo compartimos a otra. Además, una vez por mes hacemos capacitaciones entre supuestos competidores, porque sabemos que si todos somos mejores, nos va a ir bien a todos” explica Roda, que además está convencido que en el rubro de las TIC hay que romper con “la lógica competitiva de que si el otro gana, yo estoy perdiendo”.

Ventajas del cooperativismo

Para Roda Azziani de Rook, “La cooperativa brinda la posibilidad de tener una organización mucho más horizontal”. Además, cada vez son más las grandes empresas y organizaciones del sector público que son permeables a relacionarse con cooperativas. En el mercado, están vistas como garantía de calidad y compromiso. Y para Azziani, eso tiene un sentido claro: “Cada uno de los que trabaja, es un socio. Y el socio cuida su organización de otra forma que un empleado”

Pero el cooperativismo no puede brindar ventajas para los clientes, sino también para los socios, que se adhieren a esta forma de trabajo. Según Roda, “uno llega muchas veces a una empresa por el dinero, pero nunca se queda por el dinero”.

Para Franco Zanette, ingeniero en sistemas, emprendedor tecnológico y technical team leader en compañías tradicionales, “el buen clima laboral y formar parte de un proyecto que me movilice, es fundamental para poder trabajar bien. Incluso más que la remuneración”

El futuro de la industria es colaborativo

Más allá de las figuras legales y las etiquetas, la dinámica de trabajo en la industria del software está virando cada vez más hacia una estructura cooperativa, por ejemplo, con el auge del emprendedorismo. Para Roda, “es una falacia lingüística decir que un emprendedor puede tener éxito solo. Detrás de él, hay mucha gente que colabora y aporta”.

“El programador/desarrollador de software visto como una persona que tecleaba solo y a oscuras. Hoy, todos sabemos que cualquier desarrollo necesita un grupo que use metodologías agiles, que sepa relacionarse, y trabajar en equipo”. Aclara Azziani.

De hecho, el trabajo en equipo es una de las habilidades que serán más demandadas en el futuro por los empleadores, de acuerdo con un informe del World Economic Forum.

Impactar positivamente en la sociedad

En Rook, una de las condiciones fundamentales para tomar un proyecto es que impacte positivamente en la comunidad. “Somos una empresa social, y queremos ser un actor social importante” explica Azziani.

Roda, que además es docente en distintos niveles, se declara a favor de “democratizar el acceso al conocimiento y diversificar la cartera de tecnologías”. Y va un paso más allá: Para él, el cooperativismo puede ser incluso una manera de salir de la crisis actual. “En cinco o diez años, la Argentina puede exportar más software que granos. Tenemos que apuntar a eso”, cierra.

Las cooperativas de software, cada vez adquieren más confianza en el mercado. Y es que, en una industria con tanta demanda de capital humano, la felicidad del talento – como decía Fourier – vuelve a cobrar sentido.

Etiquetas
Augusto Salvatto

Augusto Salvatto

Politólogo internacionalista especializado en economía del conocimiento. Es profesor universitario en la UCA y la UCES y estudió una maestría en política latinoamericana en la Universidad de Salamanca y Université Sorbonne Nouvelle III.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
X