Azure Kubernetes Service ahora está disponible en diez nuevas regiones

A mediados de junio, Microsoft anunció la disponibilidad general de AKS, con el que los desarrolladores pueden simplificar drásticamente la forma en que construyen y corren soluciones basadas en contenedores sin mayor experiencia en Kubernetes o incluso en Azure.

Con disponibilidad anunciada para diez regiones y otras diez en los próximos meses (aunque sabemos de buena fuente que algunos early users en América Latina ya están usando esta plataforma y tienen sus soluciones en productivo con el apoyo de los ingenieros de Microsoft), Azure Kubernetes Service permite que los usuarios alrededor del mundo o con aplicaciones que deben llegar a distintas partes del mundo puedan desplegar y gestionar sus aplicaciones en productivo basadas en Kubernetes con la confianza de que los ingenieros de Azure están monitoreando, operando y suportando esos clusters de Kubernetes.

Según Microsoft, Azure fue la primera nube en ofrecer el servicio gestionado gratuito de Kubernetes Service, con la promesa de que seguirá ofreciéndolo ahora que la disponibilidad general fue anunciada. En los últimos dos años, Microsoft se movió consistentemente hacia el uso de estas tecnologías que facilitan el despliegue y escalamiento de soluciones de nube. Lanzaron un servicio de Kubernetes en Azure, compraron Deis, se unieron a la Fundación Linux, lanzaron los proyectos de código abierto Draft y Brigade, lanzaron la primera infraestructura de contenedor sin servidor en las principales nubes públicas y recientemente adquirieron GitHub, donde nació Kubernetes. Burns explicó que Kubernetes creció mucho en Azure, y hoy tienen cinco veces más clientes y diez veces más uso que hace un año.

Vale recordar que AKS fue presentado en octubre del año pasado, luego del ñexito obtenido con Azure Container Service (ACS). La idea, como en todos los casos en que se emplean contenedores, es mejorar la gestión y la operación de los entornos de Kubernetes sin sacrificar portabilidad. Durante este lanzamiento, y todavía es así, AKS es brindado de manera gratuita, sólo hay que pagar por las máquinas virtuales. “Creemos que usted debería poder usar Kubernetes sin pagar por nuestra infraestructura de administración”, explicó Brendan Burns, Distinguished Engineer para Microsoft Azure y co-fundador de Kubernetes, en un post reciente del blog de Microsoft Azure.

Microsoft y Kubernetes, el compromiso

El lanzamiento de la disponibilidad general en regiones como Australia Este, Sur del reino Unido, Oeste de los Estados Unidos 1 y 2, y Norte de Europa, es sólo una parte del esfuerzo con Microsoft está haciendo en torno a Kubernetes. Más allá del trabajo sobre AKS, el equipo de trabajo aumentó su compromiso con la comunidad Open Source de Kubernetes. Cerca de setenta empleados de Microsoft hicieron contribuciones a la comunidad.

La API de Kubernetes es sólo el principio, aseguró Burns. “Sobre Azure, nuestras herramientas facilitan la construcción y depuración de las aplicaciones contenedorizadas con Kubernetes. Para hacer esto aún mejor, estamos emocionados de anunciar aún más capacidades que ahora están disponibles en todas las regiones AKS, incluyendo control de acceso basado en roles de Kubernetes (RBAC), identidad basada en Azure Active Directory, la posibilidad de desplegar clusters dentro de redes virtuales a medida pre-existentes y más. Además, incluso puede implementar y administrar los clústeres utilizando tanto herramientas de código abierto, como plantillas de Resource Manager propias de Azure y Terraform”.

Entre las acciones que la gente de Microsoft comprometió con la comunidad, figuran:

  • Liderar y apoyar el desarrollo de Helm package manager for Kubernetes, que recientemente fue elevado a un proyecto de nivel superior en la Cloud Native Compute Foundation.
  • La construcción y lanzamiento del Draft y Brigade para hacer Kubernetes más accesible para los usuarios novatos.
  • Siguen las mejoras en los plugins de Kubernetes para Visual Studio y el código de Visual Studio, que permite una integración entre entornos de operaciones y desarrollo intuitivo, fácil de usar.
  • Estas integraciones se extienden en herramientas DevOps donde es posible integrar simplemente AKS en sus herramientas de CI/CD favorito como Jenkins y Visual Studio Team Services.
  • Además, con el trabajo en la kubelet virtual, Microsoft apoya un esfuerzo intersectorial que lleva la gestión de Kubernetes a entornos sin máquinas virtuales, utilizando tecnologías innovadoras como Azure Container Instances.
Etiquetas
Mostrar más
Alejandro Alonso

Alejandro Alonso

Periodista especializado en ciencia y tecnología. Trabajó en publicaciones como Banqueros & Empresarios, Telecomunicaciones & Negocios, Customer Service, Prensa Económica, Computerworld, e Insider, entre otras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close